Dedicimos ir a Morao Tapas uno de esos días en los que te das cuenta de que tienes hambre cuando ya es tarde es tarde, no has reservado en ningún lugar y, como no lo hagas pronto, te cerrarán las cocinas y no tendrás donde ir a comer. 

moraotene
Detalle del servicio

Así que frente a estas circunstancias nos encontramos con Morao mientras caminábamos por Velazquez y decidimos entrar. Tuvimos que esperar un poco para tener una mesa, pero con una caña bien fría en las manos la espera siempre es más dulce.

Para ser un día entre semana el local estaba repleto, aún así el servicio además de agradable, fue bastante rápido.

moraotene1
Ensaladilla rusa con picos de Jerez

Comenzamos con una Ensaladilla rusa con picos de Jerez que tenía buen sabor pero que no destacaba más que cualquier otra ensaladilla. Buena, pero no especial.

El siguiente plato que pedimos y que nos llamó especialmente la atención fue el Tartar de tomate con piñones y crema de provolone, ya que nos pareció una «ensalada» muy especial.

moraotene2
Tartar de tomate con piñones y crema de provolone

El plato lo formaba un tomate cortado en dados, tipo tartar evidentemente; aderezado con pesto y provolone. El plato era original pero le faltaba limarlo un poco. Tal vez con la elección de un tomate que hubiese estado menos maduro y un poco más de sal hubiese resultado un plato perfecto. Aún así sirve de inspiración para preparar en casa una ensalada de tomate original y sana, además de vistosamente bonita con esa presentación.

moraotene6
Tartar de salmón MORAO con sorbete de mojito

 

 

 

Continuamos con el Tartar de salmón MORAO con sorbete de mojito, un tartar de salmón correcto y con un punto de mojito especial aunque no muy marcado. El resultado era suave y muy fresco.

moraotene3
Timbal de rabo de toro deshiladacho

 

El timbal de rabo de toro deshilachado fue el que nos hizo concluir con los platos principales tan redondos que escogimos.

El plato estaba genial, pero con respecto al orden de comanda, hubiésemos preferido finalizar con el tartar que resultaba mucho más refrescante que este último.

Y, por ello, no nos podía faltar el toque dulce que nos ofreció el Canutillo de mascarpone, fresas y dulce de leche. Un postre delicioso y original, nada parecido a los típicos postres que se encuentran ahora «de moda».

moraotene4
Canutillo de mascarpone, fresas y dulce de leche

El canutillo me traía cierto recuerdo a mis amados cannoli sicilianos, por la forma y el relleno cremoso de queso, aunque ciertamente estaban muy distantes de sabor, ya que se preparan con ingredientes completamente distintos.moraotene5

 

Todo esto nos salió por el módico precio de 28.90€. Y he de decir que, siendo dos, acabamos bastante satisfechos con estos cuatro platos más postre. Probablemente volvamos a ponernos «moraos» en la próxima visita a Madrid.

 

Deja una respuesta